martes, 11 de diciembre de 2018

UNA VICTORIA CON EL CORAZÓN SENTIDO




(PRENSA CARDENALES/ RICHARD GÓMEZ) No era fácil para Cardenales de Lara salir al terreno hoy ante los Tiburones. Los sentimientos estaban a flor de piel y el recuerdo de los compañeros ausentes era muy reciente. Pero jugando con el corazón en la mano, Cardenales pudo remontar el juego en el noveno inning, por primera en toda la temporada, y con un hit de Henry Urrutia dejó en el campo a los Tiburones de La Guaira, 4 carreras por 3 para de esta forma llegar a 28 triunfos y quedar más cerca de la clasificación.

Fueron los visitantes los que estrenaron la pizarra en la parte alta del tercero. Yonathan Daza abrió con hit al centro y luego de dos outs, sencillo de Miguel Rojas lo llevó al plato. Cardenales respondió rápidamente en el cierre del mismo episodio. Manuel Meléndez dio hit a la derecha, se robó segunda y tercera,  anotar con imparable de Rangel Ravelo. En el cierre del quinto, Lara anotó la segunda. Con dos outs, hits seguidos de Ildemaro Vargas y Alejandro De Aza, más golpeado a Ravelo llenaron las bases. Henry Urrutia recibió boleto y remolcó a Vargas.

Tiburones volteó y saboreó el triunfo

En el séptimo inning, los Tiburones se fueron arriba en una entrada que pudo ser definitiva. Ante Felipe Paulino, Daza consiguió su segundo hit. Se robó segunda y por error por Arcia pasó a tercera. Heiker Meneses fue boleado y Teodoro Martínez con incogible el centró remolcó a Daza con el empate. Ricardo Gómez se encargó de la situación. Bateando Edgar Durán, Arcia sorprendió a Meneses en segunda para el primer out. Durán se bajó con imparable, colocando corredores en las esquinas. Miguel Rojas da otro sencillo y puso el marcador tres a dos. Gómez se recuperó y retiró a José Martínez y Héctor Sánchez.

Noveno de drama

Sam Runion entró en el noveno para asegurar el juego. Vargas abre con sencillo por el medio del campo. De Aza fue boleado y en un gran turno, Ravelo dio imparable al left para empujar el empate. Le tocó el turno a Henry Urrutia, quien tenía 33 turnos seguidos sin dar imparables, pero en hora buena, pescó una recta de Runion y dio un rodado entre primera y segunda que pasó al jardín derecho, remolcando a De Aza con la victoria. Ryan Kelly (2-1) se llevó la victoria. Sam Runion (2-2) la derrota. Vargas de 5-2 con par de anotadas y Ravelo de 4-2 con dos empujadas, fueron los más destacados por los ganadores.