martes, 20 de diciembre de 2016

LEONES LE GANÓ LA SERIE PARTICULAR AL MAGALLANES



(Prensa LVBP) Son nueve las batallas que decretan el ganador de la guerra. Tras estar igualados con cuatro victorias por ambos lados, los Leones del Caracas derrotaron 3 por 2 a los Navegantes del Magallanes, este lunes, en el Estadio Universitario, para lograr el triunfo en la serie particular de la temporada entre los Eternos Rivales. 

Si bien es una placa de honor para el equipo que logra triunfar en la mayoría de los enfrentamientos entre los sempiternos enemigos, el resultado representó mucho más que el fin de la guerra en la campaña 2016-2017. Los melenudos se pusieron a juego y medio de los eléctricos, quienes ocupan el séptimo puesto de la tabla de posición. Además, la manada capitalina está a dos careos de distancia del sexto, último lugar que abre un cupo a los playoffs.

Aunque los lanzadores avileños tuvieron mucha responsabilidad en el lauro, la carrera de la diferencia fue impulsada por Henry “Pollito” Rodríguez con un sencillo al jardín central en el tercer inning, que empujó a Yandy Díaz.

“Sabíamos que la serie estaba 4-4. Ganamos el juego importante y el que nos mantiene en la pelea”, dijo Rodríguez al departamento de prensa del Caracas. “A nosotros nos gusta jugar en estas circunstancias, bajo presión. Contento con el resultado, somos un equipo diferente”.

Magallanes comenzó arriba en la pizarra con una carrera en el primer capítulo que produjo un error en tiro del receptor Ramón Cabrera. Luego amplió la ventaja en el segundo acto con el primer jonrón de la temporada de Luis Rodríguez. Pero esos fueron los únicos daños que permitió Luis Díaz, abridor melenudo, que trabajó 5.1 episodios y se apuntó la victoria en lo que fue su última salida de la campaña.

“Aquí no importa como empieces sino como termines. Me gustaría poder seguir, pero ya cumplí con lo que tenía que lanzar”, destacó Díaz. “La clave fue estar agresivo y tirar el primer pitcheo en strike ya que en los primeros innings hice muchos lanzamientos”.

Díaz se lastimó el hombro izquierdo en una jugada en el primer episodio, cuando con las bases llenas, en la que sacó un out en la goma con un roletazo a sus manos, pero se mantuvo en el juego. “Sentí mucho dolor, pero era un Magallanes-Caracas, iban a tener que sacarme muerto de ahí”, enfatizó.

Antes de que llegara el hit decisivo del Pollito, el cátcher Cabrera igualó la pizarra a dos rayitas con un doble a la pradera central, en la parte baja del segundo, frente al dominicano Stolmy Pimentel, lanzador que cargó con la derrota.

El bullpen de Leones no toleró alzamientos filibusteros. Loiger Padrón, Fernando Nieve, Jim Patterson y José Ascanio se acreditaron hold, mientras que Juan Carlos Gutiérrez logró su séptimo salvado de la campaña y sigue inmaculado en 9.2 pasajes, aunque tuvo la carrera del empate y la ventaja en circulación, tras permitir sencillo de Josmil Pinto y otorgar boleto a Rodríguez.

“Nunca perdí el enfoque, estaba concentrado en lo que tenía que hacer. Sé que cada victoria es importante”, destacó Gutiérrez, estará con Leones hasta el martes. “Voy a seguir ligando a mi equipo, a que hagamos un buen trabajo y si clasificamos por supuesto que estaré aquí”.


Fue la tercera victoria en fila para la tropa felina, una situación completamente diferente a la de la galera que ya acumula trío de reveses consecutivos.