martes, 1 de noviembre de 2016

BRAVOS PASÓ LA ESCOBA EN GUATAMARE



(Prensa LVBP) Breyvic Valera, quien vino del banco, dio la estocada final en la barrida de Bravos de Margarita contra Caribes de Anzoátegui, tras remolcar la carrera de la diferencia en el triunfo 2 por 1 de los Bravos de Margarita, en 11 entradas. 

Los insulares ganaron los tres partidos de la serie en el Stadium Nueva Esparta, los últimos dos con batazos para dejar en el terreno a los portocruzanos.

El relevista Emerson Martínez (2-2) aceptó sencillos consecutivos de Rudy Flores y Eliezer Alfonzo en el inicio del fin para Anzoátegui. Seguidamente, Daniel Mayora intentó sacrificarse con toque de bola, pero Rossmel Pérez cometió un error en el lanzamiento a la inicial, que permitió que las bases se llenaran.

Llegó el turno de Valera, que conectó un elevado al jardín central, fildeado por Hernán Iribarren, lo suficientemente lejos como para remolcar a Flores desde la antesala.

Valera había sido utilizado como emergente por el “Cachi” Salazar en el noveno tramo y permaneció en el juego como center field.

Con la victoria, los locales se colocaron a un juego de diferencia de las Águilas del Zulia, líderes de la tabla de clasificación, al extender su racha de ganados a cinco cotejos y mejorar su récord a 14-6.

La Tribu cayó a tres juegos por debajo de .500 (9-12).

Cade Gotta una vez más fue clave en el ataque insular. El jardinero remolcó a Oscar Salazar desde la intermedia, con un largo sencillo hacia el jardín derecho, en el cierre de la quinta entrada, para poner el desafío 1-0. 

Breyvic Valera se vistió de héroe

La mínima diferencia en la pizarra se mantuvo hasta el inicio del noveno inning, cuando René Reyes empató el partido y lo envió a entradas extras. Luego de dos outs, el experimentado bateador ambidiestro ligó cuadrangular hacia lo profundo del jardín derecho e igualó las acciones contra el cerrador Luis Ramírez, que desperdició su segunda oportunidad de salvar en la temporada.


Sin embargo, Victor Larez y Kender Villegas (1-0) se encargaron de mantener a raya a los dirigidos por Omar López, que perdieron su primer encuentro de la quinta semana.