sábado, 5 de diciembre de 2015

CARIBES VENCIÓ A BRAVOS CON SU SEGUNDO BLANQUEO CONSECUTIVO



(Puerto La Cruz) Caribes de Anzoátegui continúa inclemente, una vez más su pitcheo pintó de ceros a su rival. Esta vez le tocó el turno a Bravos de Margarita, que no pudo descifrar a los lanzadores aborígenes, y cayó 7-0, en el Estadio Alfonso “Chico” Carrasquel. 

Fue el segundo blanqueo seguido de los portocruzanos y el quinto de la temporada, la mayor cantidad para un equipo en lo que va de eliminatoria.

Joe Testa continuó con la buena racha que ha tenido el staff de abridores de la Tribu en esta semana. El zurdo solo permitió cinco imparables en seis episodios completos, en los que abanicó a cinco contrarios y otorgó cuatro boletos.

José Castillo respaldó su actuación con tres carreras remolcadas.

Caribes picó adelante en el primer inning. El “Hacha” trajo par de carreras con sencillo al centro. Luego, en el cuarto, los indígenas hicieron dos más. La tercera llegó al plato, gracias a imparable impulsor de Jesús Flores y la cuarta la anotó René Reyes desde la antesala, tras boleto a Niuman Romero con las bases congestionadas.

La quinta rayita la trajo Castillo en la séptima, con imparable. Las definitivas de los aborígenes vinieron en la baja del octavo, producto de un imparable remolcador de dos carreras por parte de Romero.

Bravos tuvo una oportunidad de, al menos, romper el blanqueo en la novena entrada ya que Francisco Díaz, tras sacudir doblete, llegó a la antesala por wild pitch de Jean Carlos Toledo. Sin embargo, el relevista pudo dominar sin problema a su siguiente bateador y así la lechada se materializaría.


“Jugar en este equipo ha sido una de las mejores experiencias de toda mi vida, no se trata de lo que hice de manera individual sino de lo que Caribes en forma colectiva ha sido capaz de hacer, espero volver el año que viene”, dijo Jeremy Hazelbaker, tras finalizar el encuentro. El jardinero disputó su último desafío de esta temporada con los aborígenes.