domingo, 16 de diciembre de 2012

Tiburones 11 – Caribes 0





(Caracas) Para clasificar a la postemporada hay que ganar y eso es lo que está haciendo Tiburones de La Guaira. Este sábado los litoralenses doblegaron 11 carreras por 0 a Caribes de Anzoátegui, para así adjudicarse su octavo laurel en los últimos 10 encuentros y de esta manera seguir cerca de los Cardenales de Lara en el quinto lugar de la tabla de clasificación.

Y esta victoria llegó de la mano –principalmente- de Tyson Brummett, abridor estadounidense que realizaba su última apertura de la temporada y cumplió con lo que se esperaba de él en esta presentación de despedida: 5.0 innings, en los que esparció tres imparables y recetó cinco ponches, para encaminar a su equipo al primer blanqueo que propina en la campaña. Pedro Liriano, Alberto Bastardo, Gregory Infante y Robert Coello completaron el juego y la lechada para la tropa del manager Marco Davalillo.

“Fue una bonita de despedirse”, dijo Brummet a la televisión después del encuentro. “Traté de mantener mis pitcheos en la zona de strike y de ser agresivo, no quedándome atrás en la cuenta. Ahorita me voy pero estoy dispuesto a volver en enero si el equipo llega a la postemporada. Creo que tenemos posibilidades de llegar, pues ya jugamos para .500 (igual récord de triunfos y derrotas)”.

Sin embargo, no todo fue pitcheo por La Guaira, ya que como se ha hecho costumbre a lo largo de la temporada, los cuadrangulares se hicieron presente por sus bateadores. Salvador Pérez y Alex Cabrera sonaron jonrones consecutivos en la tercera entrada, para así incrementar la ventaja que ya ostentaba Tiburones a 5-0. El batazo de Pérez, su número ocho a la zafra, encontró a Gregor Blanco y a César Suárez en las bases, mientras que el Cabrera, el quinto de la campaña, fue solitario.

Pero esa ventaja no parecía suficiente para los escualos, pues en el cuarto fabricaron otro rally de cuatro rayitas. Después de un out, Renny Osuna negoció boleto y Blanco sonó indiscutible que sacó del juego al abridor de Caribes, Renyel Pinto. Contra Jairo Díaz, Suárez pegó sencillo que trajo la sexta de su equipo. Poco después, Cabrera pegó indiscutible a la izquierda que remolcó otra y Héctor Sánchez remató con imparable que produjo las últimas dos de ese capítulo.

En el quinto Tiburones puso cifras definitivas, con un par de rayitas más. Javier Herrera y Osuna dieron hits consecutivos, ambos al jardín central, y Blanco llenó las bases al negociar un pasaporte. Carlos Sánchez, en su primer turno como sustituto de César Suárez en la segunda, la rodó por el campocorto para un doble play que forzó la anotación de Herrera desde la tercera. Inmediatamente después, Pérez tronó línea a la derecha para traer su cuarta rayita en el encuentro.