sábado, 19 de diciembre de 2009

Melenudos no pudieron en Barquisimeto



Barquisimeto.- Aún con la esperanza de obtener un cupo para la postemporada, Cardenales de Lara encaró su último enfrentamiento ante un clasificado Leones del Caracas. Con 11 inatrapables, la divisa occidental logró un triunfo de 7 carreras por 3, amparados en una sólida labor de Raúl Rivero desde la lomita del “Antonio Herrera Gutiérrez” de esta ciudad.


Los maderos larenses produjeron tres carreras en el segundo episodio que le dio una ventaja que no perdieron hasta el noveno tramo. Rivero lanzó 7.2 entradas en las que concedió siete hits y las tres rayitas capitalinas, con siete ponches y dos bases por bolas, para anotarse su segundo triunfo de la campaña, mientras que Andrew Lorraine, Juan Ovalles y Ryan Houston le siguieron sin problemas.


Por Caracas inició Rayner Oliveros, cuya actuación de 4.0 episodios en las que toleró ocho hits y cuatro rayitas fueron suficientes para cargar con su primer revés en este torneo.
El receptor José Yépez fue la bujía de los “pájaros rojos”, al irse de 4-3 con trío de remolcadas, mientras José Celestino López ligó de 3-2 con fletada y dos anotadas, al tanto que Luis Jiménez sonó jonrón.


Por los melenudos, Rusty Ryal fue el único en duplicar en cuatro turnos, mientras que José Duarte, Marwin González y César Quintero empujaron una cada uno.


Los anfitriones iniciaron con dos en el segundo frente a Oliveros, embasándose Robert Pérez y López por sencillos consecutivos. Toque de sacrificio de Luis Valbuena los avanzó, Tomás Pérez tomó boleto, mientras que doblete de Yépez barrió las almohadillas.


Caracas descontó con una en el tercero por doble de Iván Ochoa y otro de Marwin González, luego de un out. Al cierre del cuarto, José Celestino López despachó jonrón por el centro para recuperar la ventaja de tres carreras. Nuevamente, la visita descontó una por doble de Ryal, toque sacrificado de Ochoa y rola de Duarte a la inicial, pero cuadrangular de Luis Jiménez puso el juego 5-2.


En el séptimo Yépez anotó la sexta empujado por un elevado de sacrificio de Tom Evans. Luego, en el octavo, anotaría el corredor emergente Edward González luego de recibir Robert Pérez cuatro malas. Sería una rola de Tomás Pérez, que forzó en segunda a López, la que traería al corredor.


En el inicio del octavo, Duarte se encargó de marcar la tercera rayita empujado por una rolata de César Quintero, luego que el corredor se robara segunda y entrara a la tercera por error del careta Yépez.