jueves, 26 de noviembre de 2009

CARDENALES CAE POR TERCERA VEZ


CARACAS (Prensa LVBP).- Tiburones de La Guaira está decidido a pasar a la siguiente ronda y este miércoles ganó su tercer juego consecutivo, al imponerse 5-3 a Cardenales de Lara en el estadio de la Ciudad Universitaria.


Los dos primeros tercios del encuentro fueron de pocos batazos, al punto de que los pájaros rojos le metieron blanqueo a los escualos hasta el séptimo tramo. Pero los visitantes llegaron a esa entrada con apenas una carrera, producto de cuadrangular de Javier Herrera por el jardín derecho.


La segunda rayita de los crepusculares vino justo en el séptimo, gracias a sencillo de Rubén Salazar, toque de sacrificio de Carlos Durán y doblete de José Yépez.


Sin embargo, el séptimo tramo terminó siendo el de la suerte para Tiburones que pudieron batear lo que no pudieron en todo el juego para concretar un rally de cuatro carreras. Wilfredo Romero inició la fiesta con hit al centro y anotó con otro indiscutible de Edwin Bellorín y Renny Osuna hizo lo propio para dejar hombres en las esquinas.


Con este panorama, Gregor Blanco se lució con triple por la izquierda y también llegó al home con doble de César Suárez. Así, el juego dio un vuelco y estaba ahora 4-2.
Pero los de casa no se conformaron y en el cierre del octavo Romero despachó jonrón solitario por el jardín izquierdo para el 5-2 y, abriendo el noveno, Cardenales fabricó la tercera con doble de Tomás Pérez y sencillo de Durán, para el definitivo 5-3.


El ganador fue Joseph Ortiz (1-0), quien actuó sólo por un tercio con un ponche. Por su parte, Raúl Rivero (0-1) salió derrotado, tras 6.2 innings de labor con siete hits permitidos para tres carreras, otorgó un boleto y ponchó a seis. Elio Serrano se adjudicó su primer rescate de la campaña en 1.0 episodio en el que recibió dos imparables, una rayita y poncho a uno.


Con esta victoria, Tiburones llega a 18 ganados y 22 perdidos y permanece en la cuarta casilla de la clasificación, a 10.5 juegos de la punta. Mientras, Cardenales marcha séptimo con registro de 16 triunfos por 26 derrotas, a 14 juegos de los punteros.